Ampliar noticia

14/09/2019 - 326 visitas

LETICIA VENTURA PREGONÓ LAS FIESTAS DEL CRISTO CON SU TESTIMONIO PERSONAL Y LA INCLUSIÓN COMO PROTAGONISTAS

La pregonera, que nació con glaucoma, pertenece desde los dos años a la ONCE


Las Fiestas del Santísimo Cristo de las Misericordias de Fuente del Maestre se han abierto oficialmente, este viernes 13 de septiembre, con el emotivo Pregón que ha pronunciado la fontanesa Leticia Ventura Ortiz, actual Directora de la ONCE en Cáceres, y cuyos protagonistas han sido su testimonio personal y la inclusión.

Leticia Ventura inició el pregón de “nuestras fiestas más queridas” agradeciendo su nombramiento porque “aunque en los últimos años nos hayamos perdido la pista, yo he crecido en Fuente del Maestre, he jugado por sus calles…o he pasado por los micrófonos de la radio local, donde surgió el interés por lo que posteriormente se convertiría en mi vocación”.

En su discurso, Leticia V. recordó que “nací con glaucoma, una enfermedad ocular que provocó que perdiera buena parte de la visión, circunstancia que ha ido marcando mi vida pero nunca he dejado que influyera en mis decisiones ni en las ganas de emprender un proyecto”. Además, tuvo palabras de afecto hacia sus padres, quienes “tomaron muy pronto la mejor de las decisiones, me afiliaron a la que sería mi segunda familia, la ONCE, cuando no alcanzaba ni los dos años de vida, y a la guardería de Pili”.

La pregonera, que desde pequeña y hasta la universidad, recibió el apoyo de dos maestras del equipo educativo de la ONCE “Mari Luz y Merche…habéis sido un pilar fundamental para llegar donde estoy”, apuntó sus malas experiencias en su etapa educativa por lo que quiso mandar un mensaje a todos los docentes “continuar creando un espacio físico y un entorno social en los centros y en las aulas en los que los alumnos con discapacidad o sin ella aprendan, se relacionen y jueguen en igualdad, entendiendo la diversidad como una realidad que forme parte de la vida”.

A pesar de todo esto, Leticia Ventura señaló en su discurso que “con perseverancia, podemos hacer posible lo imposible, y lo realmente importante es caminar sobre seguro y llegar a la meta”. Por ello, continuó diciendo que “a mis 28 años tengo dos momentos significativos en mi vida…el primero cuando decidí dejar el pueblo para estudiar periodismo en Sevilla…y el segundo cuando me ofrecieron la oportunidad de ponerme al frente de la agencia de la ONCE en Liria (Comunidad Valenciana)”.

En relación a sus estudios universitarios argumentó que a pesar de la “inquietud de mis padres” durante estos años “un técnico de rehabilitación de la ONCE, la convivencia, primeramente, en un colegio mayor, y después, en un piso, y con la colaboración de un grupo de amigos excepcionales”, le ayudaron a “cursar los cinco años de carrera sin demasiadas dificultades".

Y con respecto a su etapa laboral, destacó que después de Liria “me trasladaron a la agencia de Alzira…un período de crecimiento en todos los sentidos. Y desde febrero continúo desarrollando mi trabajo en la agencia de la ONCE en Cáceres”.

Antes de finalizar el pregón, la fontanesa quiso llevar a cabo una reflexión: “la inclusión de las personas con discapacidad en los distintos ámbitos de la sociedad es cada vez más visible, pero, por otro lado, se producen situaciones paradójicas…Creo que la inclusión efectiva podrá conseguirse en la medida en que tomemos la discapacidad con naturalidad”.

También tuvo palabras para los jóvenes, a los que les hizo hincapié en que “todos llevamos en nuestro interior la fuerza de la motivación. Si los sueños se resisten, no tengáis miedo a arriesgar, salid a buscarlos”, y a los padres “ayudad a vuestros hijos a crear ese espacio de aire para que, llegado el momento, puedan desplegar sus alas y volar”.

Quiso terminar con una frase de un cuento que Jorge Bucay que decía “para volar hay que crear el espacio de aire libre necesario para que las alas se desplieguen”. Y a continuación, inauguró oficialmente las Fiestas Patronales.

 

Fotografías asociadas

Volver a todas las noticias