Fuente del Maestre : Viaje a Salamanca (Ávila y Plasencia) - 27 y 28 de Octubrre de 2014

imagen

CRÓNICA DE UN VIAJE:
   No salieron los autobuses
a las 7 de la mañana
porque el nº 3
se había quedado en la cama.
   Al poco de arrancar
Eloy se puso a rezar,
y todo el mundo rezaba
cualquiera le decía na.
   El Alcalde se ha dormido
el Presidente roncando
y el mono junto al chófer
to la mañana "jablando".
Paco habla de camiones
Gabriel de aquellas tierras,
que le gustaría ararlas
con el tractor y la vertera.
   Aquilino con sus canciones
que hacen cantar a cualquiera,
hay quién lo quiere seguir
la mayoría no llegan.
   Ya llegamos a Riolobos
los churros y chocolate
otros tomaron café
y las mujeres al wáter.
   Después en el autobús
el Alcalde dio las fotos,
y así se quitaba peso
de cuando fueron a Madrid
a visitar el Congreso.
   Algunos salieron bien
otros estaban encojíos,
los hay que era mejor
que no hubieran salió.
   Y ya llegamos a Ávila
y miramos sus murallas,
y la casa donde nació
Teresa que luego fue santa.
   Comimos en Barbacana
unas judías con chorizo,
algunos tuvieron suerte
otros aún no lo han visto.
   Marchamos pa Salamanca
y en este corto trayecto,
algunos aprovecharon
pa echar un bonito sueño.
   Pero le dio a Gordillo
por contar sus historietas,
más de uno murmuró
ya nos jodió la siesta.
   Y al llegar al hotel
se nos caía la baba,
al ver las habitaciones
y el lujo que ellas guardaban.
   Daba pena de "cagar"
en aquella bonita taza,
se tomó la tarde libre
cada uno hizo lo que quiso,
hay quién se fue a cenar
pa "jartarse" de chorizo.
   La noche en el hotel
cada uno como pudo,
algunos durmieron solos
y otros durmieron juntos.
   La ducha con los chorros,
ha llamado la atención,
algunas quieren volver
para cerrarlos de to.
   Después visita guiada
Universidad y Catedrales,
algunos entraron dentro
otros quedaron en la calle.
   Nos fuimos a merendar
las patatas meneas,
nos la pudimos comer
sin dentadura ni na,
algunos están pensando
aquí no hay que masticar.
   Menos mal que al final
la cosa se arregló,
y se pudo repetir
y quedamos contentos tos.
   Nos fuimos para Plasencia
no nos recibió el alcalde,
y todo el mundo pensaba
¡Así comemos de balde!
   Y Loli nos recibió
pero no cayó la breva,
y to el que quiso cenar
tuvo que soltar las perras.
   Comimos unos bocadillos
de tortilla o calamares,
y ninguno se acordó
de los chofes de los autocares.
   Cuando llegamos a montarnos
estaban tos desmayaos,
y los pobres nos decían
¡Podíais habernos avisao!
   Cuando llegamos al pueblo
Eloy nos volvió locos
buscando la chaqueta
pero cuando llegó a casa
la tenía en la maleta.
   Ya estamos en la Fuente
este viaje se ha acabao,
lo hemos pasao muy bien
el próximo pa Bilbao.

Más imágenes: